Que alguien acabe con ello, por favor

El presidente de los periodistas de Madrid apela a la responsabilidad…


En relación a la muerte de Erika Ortiz Rocasolano (la hermana menor de la Princesa Letizia), Urbaneja ha mostrado su preocupación por “cómo se está ejerciendo el periodismo en este caso”.

Pues sólo se me ocurre que “a buenas horas…”
Me habría gustado que interviniera mucho antes y no cuando es alguien cercano a la Familia Real, que se merece todo mi respeto, pero como tantas otras personas, vivas y muertas, a las que calumnian, maltratan e injurian cada día en los programas de telebasura.

elmundo.es – El dolor como espectáculo


Alguien debería acabar con la televisión necrófaga, con los programas que viven sus mejores momentos recopilando, ampliando y difundiendo el dolor de los demás. Esa última generación de maleantes y desaprensivos especializados en hacer espectáculo del sufrimiento ajeno.

No siempre estoy de acuerdo con El Descodificador, pero en esta ocasión… “AMÉN”

9 comentarios en “Que alguien acabe con ello, por favor

  1. Esta situación a la que hemos llegado es simplemente repugnante. Independiente de quien sea el personaje al que maltraten, invito a todos a imaginar por un momento que se tratara de nuestro hermano/a, madre/padre, etc. Os podéis imaginar por un solo momento el sufrimiento?
    No se cuando y quien tomara medidas en este asunto, pero a mi se me ocurre una idea simple y fácil que todos podemos hacer. Por favor, cambiar de canal o simplemente apagar el televisor.
    Un abrazo

  2. Muy buenas, Sonia.
    Me parece oportuno solicitar respeto cuándo una figura pública muere en estas circunstancias, y condenar las demonizaciones públicas que utilizan muchos programas amarillos para ganar adeptos.
    Sin embargo, sólo me parece una petición de censura a los medios, que ya de por sí se autocensuran vergonzosamente, cuándo de la Casa Real se trata (fíjate que apenas hasta esta mañana se está empezando a hablar de suicidio, cuándo es algo que todos suponíamos ayer mismo).
    Y sé que están pidiendo censura (y no respeto), porque en caso contrario todos los españoles sabrían de las aventurillas del rey persiguiendo osos en Rusia o Polonia (y de las críticas de los ciudadanos de estos países, y algunos políticos al respecto), o los negocios y las amistades del principito, gracias a las noticias o a los programas de sociedad. Pero no ocurre.
    Cuándo suceda, que me llamen los jefes de los periodistas de cualquier comunidad autónoma, y me hable de respeto, que igual les creo.
    Un saludo.
    Alex.

  3. Hola de nuevo, Sonia y Cía. Por fin vuelvo por estos fueros!
    Respecto al tema de la hermana de la Princesa de Asturias considero que es necesario informar -eso no lo duda nadie-. El debate se plantea desde el momento en que Zarzuela emite directrices acerca del tratamiento de dicha información. De sobras es sabido que la transparencia sobre la Familia Real pertenece al terreno de lo utópico, pero en este caso han considerado oportuno adelantarse a la que se avecinaba. Puesto que todo apunta a un suicidio -y aprovecho la condición de “medio de opinión” de este blog- Zarzuela ha querido evitar una “autopsia pública” de la vida de la hermana de la Princesa.
    La pena es que los colegios profesionales -en los que nunca he creído, por cierto- sólo se pronuncien en pro de la discrección cuando desde la Casa Real les tiran de las orejas de manera preventiva.

  4. Un beso Sonia…, es para echarse a llorar o a reir.
    ¿ Qué importancia tendrá la causa de la muerte de esta joven madre ?. Una cosita, ayer hablé con un amigo de la familia de Leticia. Nada extreño fueron compoañeros en EFE, y decir, que la tenian acosada, no podía ni salir de casa.
    A esta mujer, una cuadrilla se sinverguenzas sin escrúpulos la han empujado al otro mundo. No estoy hablando de la hermana de la futura Reina, sino de una mujer que solo pretendía tener una vida normal y que le fue imposible.! Esa es la auténtica noticia !
    Es necesaría una ley que regule los medios ¿ censura ?. Realmente es una decisión polémica, pero, hay que poner coto a la privacidad.

  5. Creo que no cabe hablar de censura en este caso.
    Nadie habla de restricción en la información que se presta, la cual puede ser criticable o no, de mejor o peor gusto. Donde hay que poner restricciones es en el acoso más absoluto que se hace de muchos personajes públicos por parte de esta lacra.

  6. Mezquetillas: Tampoco nos salgamos de madre.
    Nadie se suicida porque tenga paparazzi todo el día detrás, que de ser así este país batiría records en suicidio.
    Máxime cuando a elle se le tenía “cierto respeto” si la comparamos con otros personajillos.
    Nadie en su sano juicio se suicida teniendo una hija de seis años sólo por la presión mediática.
    Esa chica debía tener problemas mucho más graves que el acoso de la prensa y reducirlo a eso me parece simplemente inadimisible.
    Y que tenga yo que salir a defender a los Paparazzi tiene guasa, pero al Cesar lo que es del Cesar.

  7. Evidentemente Sonia que hay otros factores que empujan a tomar esa decisión, en el supuesto caso que sea suicidio.
    No creo que seas muy consciente del cerco al que estaba sometida. No todo el mundo soporta dicha presión y menos aun saber que no va a ser circustancial sino de por vida.
    Sonia en ocasiones no podía ni salir a cenar con los amig@s.Si psicologicamente no estas bien, sea por las razones que sea, situacionescomo esta de acoso, maltrato y acorralamiento te pueden empujar a tomar una decisión que en condiciones normales no se tomarian.
    Esta prensa basura ha llegado a este esperpento.
    http://www.youtube.com/watch?v=3i6tqE2ZL8Y&eurl=
    YouTube – SE LO QUE HICISTEIS LA ULTIMA SEMANA (EVA MESA)
    Para terminar un determinado periodismo del cotilleo puede ser saludable y hasta divertido, pero, esa linea se ha superado y se ha transformado en un monstruo que hay que controlar.

  8. Evidentemente, es necesaria una regulación tajante con la prensa de las vísceras. En países como Francia, al paparazzi que publica ciertas fotos sin permiso se le cae el pelo, algo que aquí goza de total impunidad en términos prácticos.
    Pero yo estoy con Sonia. Problemas más graves que el acoso de la prensa tendría Erika Ortiz -y no defiendo a los paparazzis-, porque de lo contrario, ¿qué sería de famosillos de otra índole?.
    Por otro lado, creo que es obvio decir que en este país hay dos tipos de periodismo claramente diferenciados. Y lo digo porque hoy en ciertas tertulias se ha acusado de “homicida” al periodismo, con todos en el mismo saco.
    Por último, sigo sin encontrar un mejor calificativo que “censura” para la actitud de la Casa Real con el famoso comunicado. Si alguien lo interpreta de otro modo, estoy abierto a sugerencias.

Los comentarios están cerrados.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando es porque acepta de las mencionadas cookies y nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies