‘House of Cards’ y mi historia de odio-amor con ella

Esta semana he terminado de ver la primera temporada de House Of Cards y he de decir que me ha dejado con la boca abierta.

Admitámoslo,  el año ha sido muy flojo de estrenos y tampoco teníamos mucho más a que agarrarnos. Además reconozco que el primer capítulo me dejó un poco fría. Tanto abuso de ruptura de la cuarta pared me resultaba cansino e incluso a mitad de temporada llegue a publicar un tuit que hoy parece un poco injusto:

Era una serie con altibajos narrativos, pero con una producción impecable y un casting excepcional a pesar de Kate Mara a quién no termino de creerme.

Kevin SpaceyCon Kevin Spacey la cosa cambia. He sido una fiel admiradora desde la primera vez que lo ví, y tanto es así que fui a Londres a verlo actuar en ‘Inherit the Wind‘. Pero a lo largo de los años me ha ido cansando un poco, y en Londres no podía dejar de pensar que no conseguía ver al personaje y sólo veía a Kevin Spacey interpretando a un señor demasiado mayor. Ocurre con algunos actores: el exceso de carisma diluye su personaje, y sólo consigues ver al actor. También me ocurre a veces con Meryl Streep o Robert De Niro.

En esta ocasión he reconocer que tal vez me precipité, o simplemente la serie se ha ido creciendo capítulo a capítulo a medida que iba desgranando la auténtica trama, los oscuros intereses del congresista Francis J. Underwood, y como no de su esposa Claire, interpretada por la estupendísima Robin Wright.

No quiero contraros nada del argumento y sólo os diré que si aún no habéis visto House of Cards, os la recomiendo sin reservas, y si la habéis visto, espero que dejéis por aquí un comentario y me contéis qué os ha parecido.

 

 

4 comentarios en “‘House of Cards’ y mi historia de odio-amor con ella”

Los comentarios están cerrados.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando es porque acepta de las mencionadas cookies y nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies