Cambio revolucionario en la televisión nacional

Era demasiado bonito para ser cierto. Nos engañaron. Directamente: nos han mentido. Vasile dijo que se había “elaborado un catálogo de medidas para evitar la emisión de contenidos que puedan vulnerar los derechos de los menores, especialmente en el horario de protección infantil (de 6.00 a 22.00).”
Y todo eso ahora se queda en que “la cadena privada de televisión Tele 5 señaliza desde ayer con un símbolo su programación de tarde que considera no adecuada para menores de 13 años, lo que afecta a algunos de sus espacios más polémicos por sus contenidos como Aquí hay tomate, Gran Hermano y A tu lado”.
¿Esa es la gran autorregulación? ¿Esas son las 21 normas para controlar la telebasura? ¿Ese es el gran cambio en nuestra televisión? Yo no sé como no se les cae la cara de verguenza, sobre todo al tal Vasile que además suelta perlas como esta:

Hoy Digital

«Los contenidos no se tocan ya que éstos afectan sólo al editor y nada puede obligarles a ello. Se trata más de un tema de forma que de sustancia», reconoció Vasile, que subrayó que Telecinco «no es una televisión infantil».

Muy bien, pues si no son son una cadena para niños, tienen dos opciones: o dejan de emitir en horario infantil, o emiten señal codificada. Y además les recuerdo que en Francia, el Consejo Superior del Audiovisual (CSA) tampoco puede cambiar los contenidos de un programa pero sí que puede decidir suspender la emisión en función de los contenidos.
Ya está bien de tomarnos el pelo. Esta es la mejor prueba de que la autorregulación no puede funcionar en un sistema de medios dominado por empresarios, y rara vez por profesionales de la comunicación.
Actualización 04/11/04: Algunos enlaces de este artículo han sido cambiados porque los anteriores han dejado de existir.

17 comentarios en “Cambio revolucionario en la televisión nacional

  1. Mi opinión es contraria a cualquier tipo de regulación, hay que dejar de pedirle al Estado que piense por nosotros. Si el contenido de T5 no es apto para los niños, el padre, que no la televisión ni el Gobierno, es el que tiene la responsabilidad de lo que ve su hijo.
    Pero vamos, es sólo mi opinión.

  2. Yo cuando me enteré ayer por las noticias me daba la risa tonta: “Seguiremos emitiendo mierda, pero eso sí, avisaremos a todos que lo que están viendo es mierda”. Como si no estuviera a la vista! xDDD
    Menuda panda de hipócritas.

  3. Menuda pandilla de… (no lo digo) estos de T5.
    Los padres, si quieren que sus hijos vean contenidos apropiados tienen que o bien ponerles un DVD/video o contratar directamente CartoonNetworks o Disney. Y esto es lo que quieren. Quieren que los padres paguen por tener contenidos para los niños. Lo que no puede es estar el padre o la madre al lado del niño continuamente con el mando en la mano, y cada vez que sale algo no acorde… zass cambio de canal y explicación al niño. No es justo. Qué país. 🙁
    Lo que sucede es que nos hemos acostumbrado a la basura y ahora es tanta que inunda todas las franjas horarias.
    ¿No se debe regular? No sé… la situación ha llegado a tales extremos que muchos padres no pueden poner la tv. De un modo u otro hay que solucionar ese asunto, por otro lado los contenidos los diseñan empresarios no profesionales de la comunicación. Es penoso tener que recurrir a la regulación… pero ¿existe otra alternativa?. No todos los padres tienen dinero para costearse la tv de pago con contenidos infantiles.
    Sonia, entiendo tu cabreo y lo comparto. 🙂

  4. Pues no lo entiendo. No es que esté de acuerdo con la “telebasura”, pero no creo que haya que regular nada. Ahora tenemos más de un canal, tanto privados como públicos. Y en contra de lo que menciona Corsaria, en mi opinión el padre SÍ qe debe de estar con el hijo viendo la tele. Aunque sea más sencillo “aparcarlos” delante de la caja tonta para no tener que preocuparnos.

  5. [sarcastic mode ON]
    No hombre por el amor de dios, a las 4 de la tarde es fundamental que aparezcan marujas cotilleando o contando intimidades.
    Que no, que no, el porno mejor a las 2 de la tarde, cuando los niños comen frente a la tele.
    [sarcastic mode OFF]
    En cuanto a la frase “hay que dejar de pedirle al Estado que piense por nosotros”, no es pedirle al Estado que piense por nosotros, sino pedirle (exigirle, lo que deben hacer los ciudadanos en una democracia) que actúe ante lo que los ciudadanos creen que deben actuar, como es, en este caso, la mierda de programación que existe en televisión.
    Que sí, que existe la opción de apagar o poner otras cosas (yo soy el primero que lo hace), pero no es motivo para no pedir, ya que existen emisiones en abierto accesibles a todo el mundo. Si estas emisiones basura fueran en codificado, otro gallo cantaría.

  6. Pues Sonia, no se pone porno a las 4 de la tarde principalmente porque no es rentable.
    Y el Estado/Gobierno no tendría porqué actuar. Simplemente es una ley de la oferta y demanda. ¿Cuales son los datos de audiencia de la telebasura? Sigo pensando que se trata de una falta de educación televisiva. Un niño no tiene porqué estar viendo la televisión a las 3 de la tarde, ni comer delante de la tele. Yo siempre he comido con mi hermano y mis padres en el comedor. Y luego hemos descansado un rato viendo la tele todos juntos, (luego lo que se veía era lo que mis padres consideraban adecuado) antes de la actividad de la tarde.
    ¿Porqué no hacemos ahora lo mismo? Mis dos padres han trabajado siempre, y te aseguro que no me dejaban delante del televisor para que viera lo que me diera la gana. Y de acostarme a las tantas para ver un programa, nada de nada.
    Por supuesto, sigue siendo sólo mi opinión.

  7. Para mi no es tanto un problema de contenidos como un problema de calidad, y no se arregla cambiando programas basura de cotilleos para marujas, por dibujos animados basura para niños, que tambien los hay.
    Creo que el cuello de botella que genera este problema es que hay 2 concesiones públicas para que cadenas privadas para emitir en abierto en toda España. Esas cadenas se estan beneficiando de que su competencia está limitada, y sin embargo van de victimas, exigiendo que se respeten sus libertades, y justificando sus contenidos por la competencia.
    Veo dos soluciones: o se liberaliza el mercado de verdad, permitiendo verdadera diversidad en lugar de sólo dos alternativas exactamente iguales o se acepta que el mercado está restringido y se compensan esas limitaciones con controles de calidad como los que Sonia ha señalado que existen en otros paises, para ocupen esa posición de privelegio productos que cumplan unos mínimos de calidad.
    No creo que si Nartai se enterase que en el comedor escolar de sus hijos sirven carne de rata arreglase el problema llevándose a sus hijos a comer con él en su trabajo.

  8. No, pero antes de llevar a mis hijos a un comedor, leería el menú, y me interesaría por conocer la opinión de otros padres. Ya ves, defecto de uno.
    Y estoy de acuerdo con liberalizar el mercado de las telecomunicaciones.

  9. Nartai, el defecto que veo es que no aclaras nada, la hipotesis ya indicaba el contenido del menú, telecinco ya va a indicar que su programación es nociva, y en todo caso, antes ya era evidente. La cuestión era ¿por qué despues de informarte optas por la aceptación y el autocastigo en lugar de revindicar un mejor servicio?

  10. A ver, lo que quiero expresar es que podemos reivindicar un mejor servicio, de hecho yo lo hago todos los días. Cada vez que veo algo que no me gusta, cambio de canal. En cuanto un programa baja el “share”, lo quitan de la parrilla. Si tanto nos disgusta la telebasura, no la veamos, hasta que a los anunciantes no les sea rentable ese espacio y la cadena se vea obligada a rectificar.
    Lo que no deberíamos hacer es pedir actuaciones al Gobierno en vez de a los culpables (padres y cadenas), tendríamos que educar mejor a nuestros hijos para que prefieran leer un libro a ver los cotilleos de media tarde, ejercer de padres responsables y ver la televisión con ellos para explicarles las cosas que ven.
    Espero haberme explicado mejor.

  11. Cuando dices “lo que no deberíamos hacer” ¿quien es el sujeto de esa frase? Porque el Gobierno es el único “nosotros” que tiene la capacidad de actuar sobre los culpables que señalas. Lo de apagar televisores no me vale, sólo a un par de miles de privilegiados con audimetros les funciona ese sistema y eso no es democrático, como das a entender, sino aristocrático.
    Quizas un audimetro por español sí sería parte de una solución, pero como la liberalización de las televisiones, requiere de una mejora del estandar tecnológico actual.

  12. Wenas Sonia, te escribo desde Guadalinex, entiendo tu enfado, y luego se quejan de que seamos adictos a las nuevas tecnologías, sobre todo Antena 3. Entiende tambien que la televisión está perdiendo audiencia en favor de otros medios, y vale más mandar sms a los amigos, jugar a juegos electrónicos educativos que dejarlos ver la telebasura nacional.
    Besos

  13. Pues vaya manera de tomarnos el pelo. Aunque leí el otro día que Antena3 había superado a T5 en audiencia gracias a La granja y a El diario de Patricia….ejem….que si la gente demanda telebasura tampoco podemos extrañarnos de que los directivos de las cadenas cuya única preocupación es forrarse hagan caso omiso a las recomendaciones del gobierno. De todas formas me parece vergonzoso que hace una semana se cuelguen medallas por esa super regulación que iban a poner en marcha y ahora salgan con estas…puaj!

  14. Pues vaya. A mí aún me quedaba la esperanza de que a partir de enero las tardes de telecinco fuesen más interesantes o menos violentas. (quien dice telecinco dice Antena 3). Parece que ya no hay forma de ver algo agradable cada tarde en la televisión.
    Vamos, que un niño va a hacer mucho caso al rotulito de “para mayores de…”. Al contrario, ¿eso no puede incitar a la curiosidad por ver?. Los padres tampoco harán mucho caso a las advertencias, teniendo en cuenta que una gran mayoría o trabaja o tiene que estar pendiente de las tareas del hogar.

Los comentarios están cerrados.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando es porque acepta de las mencionadas cookies y nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies